Introducción8

Con un poco de retraso sobre la fecha prevista presentamos -¡por fin!- un nuevo número de la Gacetilla que viene, como de costumbre, cargado de novedades, en su mayoría numismáticas y que tocan sin ninguna discriminación al oro, la plata y el cobre.

Para abrir boca –y por aquello del orden cronológico- comenzamos con un auténtico plato fuerte: la presentación de un nuevo y precioso dinar de la ceca de al-Andalus, acuñado en el año 109 de la Hégira, que nos trae Tawfiq Ibrahim. No es necesario subrayar la importancia de esta pieza, que junto con el dinar del año 105 –también presentado en nuestra Revista- suponen las únicas y magníficas incorporaciones al catálogo de estas monedas en muchos años.

Jaime Pérez y David Francés, en una aguda y vistosa composición, desentrañan y reparan una serie de errores seculares que vienen arrastrándose en la catalogación de feluses omeyas andalusíes.

Pero no son los únicos errores reparados: aprovechando la ocasión para anunciarnos la inminente aparición de un nuevo libro sobre feluses magrebíes, Jaime Pérez recoloca y reasigna otros tres feluses, en este caso dos ‘abasíes y uno híbrido ‘abasí-idrisí.

Y abundando en el tema y en el cobre, también Jaime Pérez nos presenta un atractivo y concienzudo estudio –adornado con excelentes dibujos- sobre diferentes feluses acuñados en época Omeya en el Occidente extremo.

David Francés intenta en otro profundo estudio situar en tiempo y lugar a un personaje llamado ‘Ali que aparece en diferentes acuñaciones Hudíes, y al que relaciona con el califa Sulayman b. al-Hakam al-Musta’in.

Felipe Agüera Cachinero presenta una fracción taifa de cobre o handus, hasta ahora recogida como de atribución dudosa y anónima por su tipología y leyendas, en la que lee la ceca de al-Andalus y relaciona, en un profundo artículo, con otras monedas similares del período de Taifas.

Sebastián Gaspariño y Tawfiq Ibrahim presentan una tercera relación de sellos pendientes andalusíes, en este caso con 15 nuevos ejemplares, con los que se dan por terminados los artículos dedicados a este tipo de sellos.

Sebastián Gaspariño presenta en otro artículo dos hermosos amuletos circulares andalusíes en plomo, uno grabado y otro inciso.

También Sebastián Gaspariño presenta una moneda de interés: el primer quirate almorávide conocido acuñado a nombre de Ibrahim b. Abi Bakr, hijo de Abu Bakr b. ‘Umar y un “rey que no reinó”, o, más bien, un aspirante que no llegó a nada.

El largo y documentado artículo de Salvador Fontenla aborda el intrincado tema de las acuñaciones anónimas nazaríes en plata, y en él, al mismo tiempo que trata sobre las falsificaciones cristianas, sistematiza con profundidad y rigor estas series nazaríes y las asigna un orden cronológico y un reinado.

Para finalizar –por ahora- el artículo de Rafael Frochoso Sánchez saca a la luz –con abundante material gráfico- un brocal de pozo cordobés, de tipología almohade o mozárabe, con distintas inscripciones estampilladas.

Esperamos que les guste

La Dirección Editorial.

Julio 2017